Aplicaciones tecnológicas con espíritu y “capacidad” integradora

Aplicaciones tecnológicas con espíritu y “capacidad” integradora

A pesar de los intentos del Dr. Eldon de la Tyrell Corporation (Blade Runner. Ridley Scott. USA 1982) de convertir las máquinas en ‘más humanos que los humanos’, lo cierto es que su avance tecnológico no contribuyó en manera alguna a la mejora del bienestar de la sociedad del 2019 que se proponía en el argumento de dicha ficción (de culto, para muchos de nosotros!).

De vuelta a la realidad, y muy próximos ya a esa fecha, la verdad es que sí podemos disfrutar de relevantes avances en el desarrollo de aplicaciones tecnológicas que consiguen aunar el concepto de innovación con la integración de diferentes grupos de personas que sufren algún tipo de deficiencia o discapacidad física o emocional: dificultad en el habla, depresión, autismo, etc.

El escenario de trabajo es amplio y nos resulta de lo más sorprendente. Por ello, te invitamos a que conozcas un poco más sobre dichas innovaciones en este pequeño sumario que te proponemos:

e-Mintza. Una aplicación que facilita la interacción oral y escrita a personas con enfermedades cerebrales.

E-Mintza es una aplicación multimedia que les permite comunicarse gracias a un catálogo de 400 imágenes asociadas a sonidos.

Disponible en euskera y castellano, permite seleccionar dibujos de objetos u acciones, que al pulsarlos reproducen una voz, que el usuario puede elegir entre cuatro distintas. Para crear frases completas sólo hace falta elegir hasta un máximo de seis palabras y colocarlas en la pizarra. Se puede repetir tantas veces como se quiera cada término o frase, facilitando su asimilación y aprendizaje.

E-Mintza. Aplicaciones tecnológicas con espíritu y “capacidad” integradora

En definitiva, e-Mintza mejora la comunicación del enfermo con su interlocutor, porque le permite expresar qué es lo que quiere o cuáles son sus necesidades.

El programa, de descarga gratuita, está disponible para ordenadores con el sistema operativo Windows y los aparatos que funcionan con Android. Entre sus ventajas, está la posibilidad de personalización para cada paciente.

SPARX. Un videojuego para tratar la depresión.

De acuerdo con el estudio realizado por un equipo de científicos de la Universidad de Auckland, en  Nueva Zelanda, cada año entre el 1% y el 6% de los adolescentes del mundo padecen depresión, pero la mayoría de ellos no tiene un diagnóstico y, consecuentemente, no recibe tratamiento. Sin embargo, una terapia informatizada, un videojuego, puede ser una buena elección para este colectivo tan familiarizado con los ordenadores.

El ‘SPARX’ es un programa informático de autoayuda para personas jóvenes con síntomas de depresión que utiliza un entorno de fantasía, juegos en 3D y una banda sonora hecha a medida. El programa enseña técnicas para controlar los síntomas de la depresión, en un formato de aprendizaje autodirigido.

SPARX 2. Aplicaciones tecnológicas con espíritu y “capacidad” integradora

Los jóvenes aprenden, al mismo tiempo, técnicas de la terapia cognitivo-conductual para tratar los síntomas como, por ejemplo, hacer frente a los pensamientos negativos, resolución de problemas, planificación de la actividad,  la relajación, etc.

Los resultados una vez finalizado el juego fueron sorprendentes. SPARX redujo los síntomas de depresión y ansiedad en por lo menos un tercio. Un 44% del grupo que siguió el videojuego se recuperó completamente (vs. el 26% de los que siguieron la terapia habitual).

Además, el 95% de los usuarios del SPARX se mostró satisfecho con esta fórmula y hasta un 81% reconoció que se lo recomendaría a algún amigo.

Y lo que es más interesante, los efectos del tratamiento persistieron durante tres meses después del programa, sobre todo para aquéllos que en un principio estaban más deprimidos.

Parla. Innovador software dirigido a personas con dificultad en el habla.

Con el sello de la firma Innovatec de Alcoi (Alicante), Parla ofrece la posibilidad de diseñar un diccionario propio y absolutamente personalizable y, además, toda la flexibilidad para presentarlo en pantalla de la forma más adecuada para cada persona. Con un solo clic, pueden generar frases tan completas como deseen que además se reproducen sonoramente para facilitar la comunicación con familiares y amigos.PARLA. Aplicaciones tecnológicas con espíritu y “capacidad” integradora

En palabras de la propia compañía: “Este comunicador, desarrollado en estrecha colaboración con profesores especializados en discapacidad, constituye un lenguaje alternativo cuyo uso, intuitivo y sencillo, permite compensar diversas alteraciones de la función oral, producidas por discapacidades tales como parálisis cebrebral,traumatismos craneales, demencia senil, Alzheimer, Parkinson, mutismo selectivo, traumatismos medulares, sordera, laringectomía, distrofia muscular o autismo”

Parla es totalmente portátil. Puede utilizarse en portátiles Windows y Mac, e instalarse en tabletas y teléfonos Android. El único inconveniente quizá sea su precio, que resulta aún algo elevado: 450 € el software o 900 si se quiere instalado en tabletas y con servicio de mantenimiento durante tres años.

En cualquier caso, lo que sí queda claro es que nos encontramos ante un proyecto innovador dirigido a la mejora del bienestar social.

iBrain. Control y diagnosis de la apnea del sueño, la depresión y el autismo.

iBrain. Aplicaciones tecnológicas con espíritu y “capacidad” integradora

Aunque aún en fase experimental, ¡nada menos que con el mismísimo Stephen Hawking!, iBrain pertenece a una nueva generación de aparatos neurales portátiles y algoritmos cuyo propósito es controlar y diagnosticar afecciones como la apnea del sueño, la depresión y el autismo.

Inventado por un equipo dirigido por el neurocientífico de 32 años Philip Low, consejero delegado de NeuroVigil, con sede en San Diego, el iBrain se está convirtiendo en una posible alternativa a los caros laboratorios del sueño.

El mecanismo emplea un único canal para captar ondas de señales eléctricas cerebrales, que cambian con la actividad y los pensamientos, o con las patologías que acompañan a los trastornos cerebrales.

NeuroVigil no ha hecho público el coste final del aparato, pero esperamos que el acuerdo con el gigante farmacéutico Hoffman-La Roche (2009) permita disponer pronto de iBrain en el mercado.

¿Qué opinas de todo esto? A nosotros nos parece de la máxima relevancia observar que una parte muy reseñable de las innovaciones en tecnología moderna son capaces de otorgar una importancia y valor real a la integración y evolución del ser humano en la sociedad.

 


compártelo

anterior post
¿Todo inventado en consultoría? Descubre bbrain, el primer servicio de consultoría express low cost
siguiente post
Ho, ho, ho...It's Xmas time...!

entradas relacionadas


Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos necesarios están marcados *

síguenos

entradas recientes

facebook

lo último en twitter